Food News Latam - Pequeños productores de aromáticas saltarían al mercado nacional

 

facebook  Twiter  GooglePlus In Youtube

Pequeños productores de aromáticas saltarían al mercado nacional

Colombia Agricultura


Con un plan de gestión que incluye estrategias para asociar a pequeños productores de aromáticas de Caldas se busca darles pautas que les permitan insertarse exitosamente en las cadenas de valor global de hierbas como la menta y sus derivados industriales. La cadena de valor global relacionada con saborizantes de alimentos e ingredientes activos de farmacia tiene raíz en las plantas de menta naturales: Mentha arvensis, piperita y spicata.

 

De estas hierbas, utilizadas como ingrediente activo en cosméticos, productos de higiene personal e industria farmacéutica, M. arvensis es la de mayor participación en el mercado, con alrededor del 70 %.

Nicolás Caro Valencia, magíster en Administración de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede Manizales, analizó la pequeña producción de aromáticas como menta, romero y diente de león en Caldas, e identificó falencias sobre tecnologías, certificación, asociación y contratación.

Según el investigador, el plan está diseñado a largo plazo y para ser coordinado por los mismos actores como cultivadores, asociaciones, industrias, contratistas, Gobierno, laboratorios de investigación y centros de educación tecnológicos y universitarios.

En Caldas, el cluster de aromáticas se desarrolla en la subregión centro-sur en inmediaciones de Manizales y del municipio de Villamaría, siendo este último uno de los pioneros en la producción, en especial de menta y otras especies de uso culinario.

El investigador propone la asociatividad como elemento principal para producir y competir efectivamente y encontrar una posición tanto en la cadena productiva como en el mercado.

“Actuar de forma conjunta, tanto para vender productos como para comprar insumos, servicios, herramientas y maquinarias, permite aprovechar los beneficios que despliega la asociatividad en cuanto a capital humano, social, de resultados técnicos, productivos y económicos”, destaca.

En relación con los costos, la asociatividad los reduce, ya que se establecen estrategias de compra masiva de insumos, abaratando precios que no se tendrían como productor individual. “Abre posibilidades de optar, por ejemplo, por productos financieros para organizaciones con respaldo solidario, garantizando el acceso a créditos o a productos financieros que permitan consolidar la asociación en términos productivos, socioeconómicos y de innovación de producto”, detalla.

Estrategia pedagógica

Para construir el modelo de gestión se desarrolló una estrategia pedagógica basada en talleres y materiales educativos para productores.

Las capacitaciones tuvieron como finalidad formar gradualmente a los productores vinculados, fortaleciendo sus capacidades para que pudieran identificar, analizar y resolver problemas diarios. Las temáticas tratadas fueron: técnicas de cultivo Mentha piperita, buenas prácticas agropecuarias (BPA) y fortalecimiento agroempresarial.

En la siguiente fase del estudio se desarrolló el acompañamiento al productor y a su unidad productiva; en este, mediante visitas periódicas, los asesores de proyectos agrícolas recopilaron información de origen del cultivo como estado vegetativo, niveles de productividad, cantidad de insumos utilizados y costos variables generados, entre otros aspectos relevantes para una producción eficaz y eficiente.

“Con la información recolectada se desarrolló el Plan de Mejoramiento, que consiste en una estrategia para optimizar los problemas o falencias en capacitación, manejo y administración del cultivo, insumos y personal que pueda presentar el beneficiario al momento de la implementación. Este plan se socializó en talleres de aplicación con el fin de remediar aquellas situaciones presentadas y avanzar exitosamente con el cultivo”, señaló el magíster.

El éxito de esta herramienta de gestión radica en la aplicabilidad en campo, mediante un programa de facilitación y extensión rural ajustado al contexto regional y de sus zonas específicas.

“Un acompañamiento técnico personalizado permite reconocer e impulsar los potenciales en capital productivo y humano para propiciar un impacto real y positivo en el mejoramiento de la calidad de vida de las sociedades rurales y su relación con las cadenas de valor”, subraya.

Según la Asociación de Hortifrutícola de Colombia (Asohofrucol), el sector aromáticas abarca un área sembrada de 2.270 hectáreas que representan un volumen de producción de 3.447 toneladas.

Además el país cuenta con una condición de alta heterogeneidad en la siembra de especies de plantas aromáticas, tanto en diversidad biológica como en dispersión geográfica. En este escenario, Cundinamarca es el departamento con las áreas más grandes de siembra. Así mismo, los principales productores se encuentran en Antioquia, Boyacá, Risaralda, Norte de Santander, Tolima y Valle del Cauca.

Suscribase Newsletter semanal food

ING  CARN 

PAN z CON  

Nuevos Productos

 

BetaVia
     Exberry logo PP
  image002Beneo logo
   Logo BC30Logo Wellmune
   Rousselot Peptan
     Agropur Logo
Logo Tomra
|