Food News Latam - Curso Internacional a Distancia sobre Gestión Operativa/Financiera para Lechería

 

facebook  Twiter  GooglePlus In Youtube

Curso Internacional a Distancia sobre Gestión Operativa/Financiera para Lechería

Argentina Lácteos Procesos / Envases

Este curso es una nueva versión del anterior llamado Gestión de costos Lecheros en la Finca Lechera con uso de Excel, por lo tanto, si bien no es un curso totalmente distinto ya que se han agregado varios temas, a otros se les ha dado una visión mucho más “lechera” que en el anterior (plan de cuentas y rubros), y se han quitado las macros que tanto complicaban a algunos usuarios (si bien quedan como una entrega optativa al final), además de incluir algunos conceptos nuevos referidos a la gestión operativa-financiera y económica.

En su esencia, continúa siendo la construcción de un módulo de gestión operativa dirigido a la actividad lechera con otras características y mucho más completo en varios sentidos. Hecha la aclaración vamos a hacer un poco de historia para ubicarnos en tema y entender más cómo surge en su momento la necesidad de trabajar sobre la difusión del tema gestión.

Después de muchos años como productor lechero en la cuenca Abasto Sur de la provincia de Buenos Aires – Argentina (cinco de ellos viviendo en el campo y criando a mis hijos en él), y de muchas idas y vueltas vividas en la actividad, incluyendo los diez kilómetros de tierra (barro) que me separaban del pueblo más cercano, algunos centímetros cúbicos de glifosato en los ojos debido a un cambio del viento y a un tractor sin cabina, varias sequías e inundaciones, la crisis de los años noventa con todo lo que significó, etc., etc., fui descubriendo que una de las mejores inversiones que podía hacer en el tambo/lechería era, sin dudas, llevar los números como una de las pocas cosas que podía hacer de mi parte frente a las situaciones externas en las que no podía influir, como le clima, las coyunturas socioeconómicas, los precios internacionales, etc., es decir, por lo menos saber en dónde estaba parado cuando cambiaban los factores externos y, contando con información, poder tomar decisiones en tiempo y forma, sabiendo cuál es la “canilla” que pierde y analizar cómo podemos hacer para minimizar dicha pérdida.

También viví e impulsé con otros productores los primeros intentos en la zona de agruparnos en función de un bien común, que en aquellas épocas fueron, por ejemplo, desde la compra conjunta de semillas, fertilizantes, etc., pasando por la compra de una picadora de maíz para poder hacer los silos en tiempo y forma y, finalmente, la compra de una de las primeras máquinas de siembra directa en la zona, también para uso del grupo.

Primera conclusión: llevar información y agruparse son, sin dudas, las acciones más provechosas que podemos hacer en lo que de nosotros depende.

Por supuesto que no es sencillo incorporar el ejercicio cotidiano de llevar la gestión operativa de nuestra actividad, incluso hoy se calcula que apenas llega al 20-25% el número de productores que llevan gestión en cualquiera de sus opciones, sea un sistema “enlatado”, sea en la “libretita de almacenero” o sistemas de gestión como el de los grupos CREA, etc.

Todo esto me llevó, hace ya muchos años, a tratar de convencer a mis colegas sobre la necesidad de llevar números, a través de artículos en revistas del sector, de consultorías gratuitas en portales de Internet, etc. Y, finalmente, a crear para mi propio uso un módulo de gestión operativa que fui compartiendo y que fue cambiando y mejorando a través de los años, convirtiéndose en los primeros tres libros de informática para el sector agropecuario (Excel para el Agro) y en los cursos, tanto presenciales como a distancia que vengo impartiendo desde hace ya más de diez años.

Ahora, como cierre a esta breve introducción, paso a compartir mi traducción y adaptación de un texto publicado en un portal del sector lechero que me pareció muy ilustrativa respecto a lo que venimos hablando.

“La semana pasada, un blog de leche de Portugal publicó los resultados de una encuesta realizada a los productores de leche en ese país. La pregunta era simple: ¿Cuál será su principal inversión en 2017? Entre las opciones de respuesta estaban: alimentación, instalaciones, reproducción, personal y tierra. Como resultado, el 31% de los participantes señaló las instalaciones como el principal destino de las inversiones de este año. En segundo lugar, con un 19%, fue la reproducción.

Aunque el contexto del mercado portugués es muy diferente, creo que, si hacíamos la misma pregunta aquí, las respuestas podrían ser bastante similares, independientemente de las cuestiones coyunturales actuales de nuestro país.

Siempre la idea de la mejora de las instalaciones, equipos e infraestructura es muy tentadora.

Sin embargo, en la práctica, sabemos que sólo con esta inversión no es suficiente para poner al tambo/lechería en el camino hacia el éxito (crisis aparte).

Para hacer que la producción de leche sea un negocio cada vez más rentable, por lo menos en lo que a nosotros respecta, es necesario que los productores conviertan la gestión como una prioridad de las explotaciones, en particular con respecto a las inversiones previstas. Además de la mejora continua del flujo del trabajo, lo que aumenta la productividad, una gestión operativa bien llevada permite, entre otros beneficios, identificar las necesidades reales de inversión.

Esto significa que, cuando se transforma la forma de pensar a través del ejercicio de llevar gestión, el productor comienza a cuestionar el impacto de cada peso invertido en la producción.

¿Podría ser que se necesitara una máquina de ordeñe de alta tecnología para tener más leche en el tanque? A veces una inversión mucho menor, centrada en la formación y el compromiso de los empleados y de nosotros mismos, por ejemplo, tiene el potencial de generar resultados productivos mucho más evidentes.

No es de extrañar, los tambos/lecherías de mayor éxito, en general, son aquellos que ven a los sistemas y prácticas de gestión como una inversión tan o más importante que cualquier otra.

Después de todo, a diferencia de muchos destinos que los recursos puedan tener, la inversión en tiempo utilizado para la gestión y, por ende, a generar información concreta, si bien no puede garantizarnos el éxito, seguramente mejora mucho las posibilidades conseguirlo.”

Martín Aboaf Petit de Murat – DOCENTE DEL CURSO

IBM Senior Programmer
Microsoft Excel Expert Specialist
Certified Microsoft Innovative Educator
Docente ISEA-SRA, AACREA, Fund. Libertad, CADIA, Univ. de la Empresa y FEPALE
Asesor Técnico de la Subsecretaría de Lechería de la Nación (Argentina)

Suscribase Newsletter semanal food

ING  CARN

PAN  z CON  

Nuevos Productos

 

kiwienzyme logo
Beneo logo  TextAd Logo
  Sensient logo
doehler logo     Hawkins logo
    
     Logo Wacker
  logo
Logo     
|