Food News Latam - Alimentos que no existían hace 10 años y ahora casi todos consumimos a diario

 

facebook  Twiter  In Youtube

Alimentos que no existían hace 10 años y ahora casi todos consumimos a diario

Ingredientes Europa

En España, lo que hace 2 décadas era casi impensable, ahora toma forma y crece a pasos agigantados. La manera en la que comemos, qué consumimos, cuándo lo hacemos y de dónde proceden estos alimentos ha dado un giro.

Si piensas en lo que comías cuando eras niño o los productos que tenías disponibles, seguramente disten mucho de los que estás acostumbrado a comer ahora. Pese a que ahora desayunes pan con aguacate y huevo poché por la mañana, ese aguacate antes era tomate rallado con aceite. La velocidad a la que ha crecido la industria alimentaria con la globalización es casi alarmante, de hecho, ha traído consigo muchos debates ambientales.

¿Cómo ha ocurrido esto? En palabras del director general del centro de innovación en la cocina Fundación Alicia, Toni Massanés, en una entrevista para La Vanguardia, en la actualidad ha desaparecido esa lógica de que la base de nuestras comidas deben ser alimentos de proximidad y de temporada y lo cierto es que el consumo es cada vez menos sostenible.

"Se ha pasado de consumir la identidad de la tradición a sustituirla por las tendencias", explica. Y esto ha tenido consecuencias en tu cesta de la compra. Por eso, es probable que la lista que verás a continuación sea familiar para ti, pero quizás no para tus padres o abuelos.

Estos son algunos alimentos que forman parte de tu dieta y probablemente en 2010 ni siquiera conocías:

1. Kéfir

Es uno de los alimentos probióticos por excelencia y ha diversificado el consumo de productos como el yogur aportando nuevas opciones. La moda de las bebidas fermentadas no ha dejado de crecer. Es baja en calorías y sus bacterias vivas contribuyen al desarrollo y funcionamiento de la flora intestinal o microbiota, facilitando la digestión. Esta bebida originaria del Cáucaso recibe su nombre porque proviene de la palabra turca KEIF que significa “sentirse bien”.

2. Kombucha

Este es otro ejemplo de bebida fermentada, en este caso y para ser más exactos es té fermentado. Ha sido considerado como un refresco healthy, pero a la vez ha causado bastante controversia ya que se le atribuyen propiedades que aún no tienen suficiente solidez o evidencia científica. Dicen que el emperador chino Qin Shi Huang quería alargar su vida y se topó con la kombucha, le gustó tanto que pasó a conocerse como el té de la immortalidad.

3. Aguacate

Puede que sea, con diferencia, el alimento con mayor boom de la última década, ya que pasó de no consumirlo, e incluso cuestionar su textura y sabor, a incorporarlo como si fuera una costumbre enteramente española. Tal fue su acogida que a día de hoy existen restaurantes que utilizan el aguacate como ingrediente principal en todos sus platos y que llevan el nombre de este fruto que se ha hecho tan viral. España es el principal y casi único país productor de aguacate en Europa. Solo se cultiva en algunas zonas de Islas Canarias y en la costa de Granada y Málaga, (también zonas de Italia y Grecia, Portugal o la costa de Cádiz, Huelva o Valencia), ya que necesita ese clima tropical para poder prosperar.

4. Semillas de lino o chía

Probablemente si le dijeras a tus antepasados que ahora consideras casi imprescindible añadir tus desayunos semillas de chía o lino para que sean completos, se quedarían perplejos. Lo primero porque son semillas y lo segundo por sus nombres. La chía es la semilla de la planta Salvia hispánica, una herbácea anual que pertenece a la misma familia de otras salvias como la menta o el tomillo, a estas sí las conocías de antes. En cambio, las semillas de lino tienen su origen en Egipto. Ambas son fuentes naturales de fibra, ácidos grasos omega-3, proteínas, vitaminas y minerales. Para obtener todos los beneficios de las semillas de lino debes molerlas ya que a veces no se pueden digerir y pasan enteras por el sistema digestivo.

5. Kale

El kale es un tipo de col rizada que se ha puesto de moda en los últimos años. Es considerado un superalimento en la actualidad, por sus valores nutricionales altos en proteínas, hierro y calcio. Es más, se analizó la absorción del calcio contenido en el kale y se concluyó que este mineral resulta mejor absorbido que el de la propia leche, por eso es una verdura perfecta para personas veganas. La actriz Gwyneth Paltrow hizo muy famoso el kale hace unos años con sus recetas. Una de las más virales fueron los chips de kale al horno.

6. Edamame

Como si en España no se consumieran ya habas, guisantes o habitas baby, llegaron los edamames con su herencia japonesa y también se hicieron un hueco en la gastronomía del país. Probablemente los conozcas como ese aperitivo que te ponen en los restaurantes japoneses si eres un amante del sushi. A veces, puedes encontrarlos salteados en las propias vainas, y otras simplemente con las habas sueltas, como en los poké bowls. Su nombre se refiere a las vainas de soja tiernas, recolectadas antes de su maduración y que se consumen como aperitivo en la cocina oriental, principalmente en la japonesa, pero en realidad su origen proviene de China.

7. Kimchi

El kimchi tiene origen Coreano, y es otro de los alimentos fermentados de moda. Su versión más tradicional se hace con una base de col china deshidratada con sal y acompañada de otros crudités, aliñados con ajo, jengibre, salsa de pescado y una generosa cantidad de copos de chile coreano. Probablemente, una de las primeras veces que hayas escuchado hablar de este alimento haya sido gracias al chef Dabiz Muñoz, ya que lo utiliza mucho en sus platos. El kimchi surgió de una necesidad. Corea tenía unas condiciones climatológicas extremas (el motivo principal eran las bajas temperaturas) y eso impedía conservar las verduras recolectadas durante todo el invierno, así que crearon este sistema de conservación.

8. Té matcha, té chai

Estas nuevas formas de té que se suelen consumir con leche, se han hecho un hueco entre las opciones de bebida de muchos restaurantes españoles, sobre todo, como opción de desayunos. El té matcha, que es un té verde, es que es de origen chino pero la mayoría de las personas lo conocen por su relación con la cultura japonesa. Por su parte el té chai puede ser verde o negro, y se prepara aromatizado con especias como por ejemplo, canela, clavo, jengibre, cardamomo, nuez moscada y vainilla, entre otros. Se podría decir que el té chai, es una especie de competencia directa del té verde o el matcha, ya que los ingleses comenzaron a plantarlo en la India en el siglo XIX, para evitar el monopolio de este producto por parte China.

9. Stevia, azúcar de coco y otros endulzantes

Parecía que pasar del azúcar blanco al moreno ya era toda una revolución y entonces comenzaron a llegar a los supermercados la stevia, el azúcar de coco, la panela y otras mil opciones en forma de edulcorantes o endulzantes, no tan artificiales como la sacarina. La stevia se hizo tan famosa porque su índice glucémico es cero, al contrario que el azúcar. Es una manera de aportar un sabor dulce pero nada de calorías.

10. Quinoa, trigo sarraceno o amaranto

Como alternativa al arroz llegó la quinoa, con menos calorías y más proteínas que el grano protagonista de nuestras paellas. Lo mismo le ocurre al amaranto que es un pseudocereal muy saludable que proviene de los cultivos más antiguos de América. El amaranto tiene el doble de proteínas que el arroz integral. El trigo sarraceno, por ejemplo, se ha hecho un hueco gracias a la preocupación por las opciones sin gluten para las personas con celiaquía. Por lo que es famoso gracias a la ausencia de este y a que aporta un nuevo sabor y variedad dentro del mundo de los panes y las harinas. El trigo sarraceno es un tipo de trigo ancestral con más de 7.000 años de historia en Europa.

11. Konjac

Y en toda esa preocupación y demonización que se hizo sobre los hidratos de carbono, y que a día de hoy aún se hace, llegó a los supermercados españoles la pasta konjac. Un pasta hecha a partir de un tubérculo con origen en el sudeste asiático: Amorphophallus konjac cuyo uso alimentario es ancestral en países como Corea, China o Japón. Entre todos sus beneficios se viralizó por ser una pasta sin apenas carbohidratos, formada por un 90% de agua y un 10% de fibra. Konjac es una planta perenne que crece en los bosques tropicales y subtropicales del sudeste asiático y sudeste africano. En medicina china se utiliza para tratar el asma, tos, hernias, dolores en el pecho, quemaduras o problemas de la piel.

Suscribase Newsletter semanal food

-

_

Proveedores Destacados

 

  Logo Sweegen
           doehler logo
    Logo Synergy    Plant-based
    Exberry logo PP
         Logo Tomra
           Beneo logo
Oterra
Logo Corbion new
   Logo BC30  Logo Wellmune
   Rousselot Peptan
|