Food News Latam - Cuatro tendencias sustentables para el envasado de alimentos en 2023

 

facebook  Twiter  In Instagram logo Youtube

Cuatro tendencias sustentables para el envasado de alimentos en 2023

Control Calidad Internacional

La tecnología es fundamental para aumentar la automatización, reducir la cantidad de materiales y desarrollar soluciones innovadoras. Las prácticas sustentables serán cruciales para determinar la elección de una marca u otra. Los envases aliados a causas relacionadas con el medio ambiente marcarán la diferencia.

Sealed Air, empresa líder en soluciones de envasado de alimentos y comprometida con la sustentabilidad, señala cuáles serán algunas de las tendencias sustentables para el envasado de alimentos en 2023. Envases cada vez más sustentables es uno de los principales desafíos de la industria alimentaria.

Para lograrlo, la tecnología ha tenido un papel fundamental, ya que permite una mayor automatización, la reducción de la cantidad de material aplicado y el desarrollo de materiales con propiedades cada vez más avanzadas.

“No se trata solo de buscar soluciones más amigables con el medio ambiente, sino de extender la vida útil de los alimentos, reducir el desperdicio y optimizar el uso de todos los recursos invertidos en la producción de estos envases”, dice Caio Prado, líder de Sustentabilidad y Asuntos Regulatorios de Sealed Air.

El experto enumeró cuatro tendencias que se están observando en la industria del empaque y sus beneficios en términos de sustentabilidad:

1 – Envases diseñados para reciclar (“Recycle-Ready”)

Diseñar envases para ser reciclados es sin duda imprescindible para garantizar un futuro más sustentable. Los materiales "Recycle-Ready" son 100 % compatibles con los flujos de reciclaje LDPE/RIC4 y proporcionan una barrera de EVOH para una mayor protección y rendimiento del producto. Los productos “Recycle-Ready” son testeados de acuerdo con protocolos internacionales, como Association Plastics Recyclers (APR) y Plastics Recyclers Europe (PRE).

“Vale la pena recordar que el grado de reciclabilidad varía de acuerdo con el alcance y la disponibilidad de programas de recolección, clasificación y reciclaje de películas flexibles”, comentó Prado.

2 – Automatización de los procesos de empaque

La automatización en los procesos de empaque y almacenamiento de productos puede reducir el desperdicio de material. Esto se debe a que los equipos de última generación son capaces de optimizar el uso del material de empaque durante el proceso, asegurando que solo se aplique la cantidad necesaria de recursos.

La integración de la automatización con los procesos digitales brinda a los clientes transparencia de datos en las operaciones y la trazabilidad del producto, al mismo tiempo, mejora los beneficios de sustentabilidad al prevenir la contaminación y reducir la cantidad de materiales utilizados en la protección del producto, el daño y el desperdicio de alimentos.

La automatización también se presenta como solución a la preocupación de los consumidores por la contaminación a lo largo del proceso de manipulación de alimentos, limitando los puntos de contacto a lo largo de la cadena de suministro siempre que sea posible.

3–Aumento del contenido de fuentes recicladas o renovables en los empaques

“Tenemos el objetivo de hacer que las soluciones de empaque sean 100 % reciclables y producidas con, en promedio, un 50 % de contenido reciclado o renovable para 2025 y eso no se logra con solo cambiar un proveedor por otro. En primer lugar, el contenido reciclado debe ser evaluado y adaptado al uso previsto de ese embalaje”, afirma el ejecutivo.

“En segundo lugar, debemos prestar atención al origen del material reciclado para evitar la contaminación de los procesos involucrados, asegurando el cumplimiento de una política responsable. Finalmente, debemos trabajar para aprovechar las alianzas con diferentes stakeholders para mejorar la infraestructura de reciclaje local, la separación adecuada de materiales y las inversiones en tecnologías de reciclaje avanzadas”, concluyó Prado.

“Un buen ejemplo es la diversidad de soluciones de empaque de papel que ayudan a reducir el impacto ambiental de manera directa, ya que es un producto fácilmente reciclable y reutilizable. Sin embargo, están directamente relacionados con las necesidades específicas de cada producto”.

4 – Envases inteligentes (“SmartPackages”)

Los envases inteligentes pueden satisfacer las necesidades operativas, de marketing y de marca, conectando a los consumidores con los fabricantes y a los minoristas con los procesadores. Crea transparencia a través de datos y análisis y mejora la reputación de la marca a través de enfoques de consumo personalizados.

Con los avances de la tecnología a su favor, las marcas tienden a personalizar sus empaques para servir al consumidor de manera aún más amplia.
“Esto es fundamental para que las empresas maximicen sus ventas, ya que la interacción crea un puente entre el consumidor y las marcas.”, sostuvo el ejecutivo.

Por último, no se debe olvidar que el packaging es fundamental para garantizar sustentabilidad en toda la cadena productiva. Así, todos los esfuerzos y energías empleados en el desarrollo y elaboración de un producto no se desperdician, consiguiendo que llegue con la máxima calidad a su destino final.

El conjunto de las prácticas sustentables será crucial para determinar la elección de una marca u otra. Pronto, los envases más cautivadores serán los aliados a causas relacionadas con el medio ambiente y marcarán la diferencia.

Suscribase Newsletter semanal food

Otras publicaciones

ING logo DAIRY  logo DRINK

-

_

Proveedores Destacados

 

NHU logo
Exberry logo PP
Beneo logo
kiwi enzyme logo

Logo Synergy

Plant-based

         Logo Tomra
    Rousselot Peptan
Oterra
Logo Corbion new
 Logo Sweegen
|